¿Cómo se modifica la forma de caminar con la edad?

 

Podemos definir el término marcha como una serie de movimientos alternantes y rítmicos de las extremidades y del tronco, que determinan un desplazamiento hacia delante del centro de gravedad con un mínimo gasto de energía. Según Fisiosenior, el servicio de Fisioterapia a domicilio en Madrid para personas mayores, con la edad, nuestro cuerpo sufre cambios y nuestra forma de caminar se ve modificada en varios aspectos, a continuación se citan los diez más relevantes:

 

  1. La zancada es más corta, es decir, se acorta el paso.

  2. Se disminuye la velocidad de desplazamiento.

  3. La trayectoria es menos regular con ligeras desviaciones laterales.

  4. Se busca más estabilidad aumentando el tiempo de apoyo sobre los dos pies.

  5. Se separan más los pies para aumentar la base de sustentación.

  6. Se acorta el tiempo que el pie está en el aire: disminución de la fase de oscilación.

  7. Se tiende a perder el balanceo de los miembros superiores.

  8. El apoyo inicial se hace con el pie plano en vez de con el talón.

  9. Puede haber asimetría del paso debido a mayor debilidad en una de las piernas.

  10. Hay una tendencia a la antepulsión (tronco hacia delante) o retropulsión (hacia detrás).

 

¿Qué causas existen para que una persona mayor camine con más dificultad?

Puede haber muchas causas que lleven a un cambio sustancial de la marcha, casi siempre es la suma de varios de estos factores lo que nos define la forma de caminar de cada individuo. A continuación podemos ver las diez causas más frecuentes:

 

  1. Reumatismos, en especial de las caderas, rodillas, tobillos o columna.

  2. Enlentecimiento de las funciones de propiocepción y equilibrio.

  3. Largos periodos de inmovilidad debido a hospitalizaciones.

  4. Síndrome post-caída: miedo e inseguridad a volver a caminar tras una caída.

  5. Enfermedades neurológicas que cursan con problemas de equilibrio, perdida muscular o disminución de las funciones cognitivas.

  6. Problemas cardíacos o respiratorios que aumentan la fatiga.

  7. Medicamentos que pueden adormecer o provocar mareos.

  8. Problemas visuales.

  9. Calzado inadecuado y no manejar las ayudas técnicas necesarias.

  10. Vivienda y entorno mal adaptado que provocan inseguridad.

 

¿Se debe reeducar la marcha en las personas mayores?

Las características que hemos visto son adaptaciones del cuerpo humano para poder seguir desplazándose pero algunas de ellas pueden ser contraproducentes para la seguridad durante la marcha.

Hay que recalcar que los problemas de la marcha en mayores no tienen por qué ser definitivos. En cuanto observemos problemas o inseguridad para desplazarse debemos buscar las posibles causas médicas, realizar una valoración y re-educación de la marcha por parte de un fisioterapeuta y acondicionar el entorno de la persona para evitar el riesgo de caídas.

 

 



¿Te interesa el envejecimiento activo?


Nombre:
Email:

Últimos artículos

Nuevas tecnologías y mayores
A la última
Las personas mayores ante las Nuevas Tecnologías de la Información y Comunicación. Un compromiso para reducir la brecha digital social.
Día de las enfermedades raras
29 de Febrero de 2016
Existen tres millones de personas con enfermedades raras en España.
Mayores y deporte
Ejercicio y deporte en la tercera edad
Si ya has llegado a la tercera edad y quieres disfrutar de un envejecimiento saludable, debes realizar ejercicio moderado de forma regular. La edad no debe ser un obstáculo para practicar deporte.
Día Mundial del Riñón
Día Mundial del Riñón
El jueves 10 de Marzo se celebra la XI edición del Día Mundial del Riñón (World Kidney Day)

Organizado por

Con el apoyo de

Junta Municipal Distrito Chamberí

Sobre nosotros

El evento dedicado a la salud de los mayores de 55.

Días 5 y 6 de Mayo de 2017 en Madrid.

Teléfono de contacto: 902 570 281

Email: Esta dirección de correo electrónico está siendo protegida contra los robots de spam. Necesita tener JavaScript habilitado para poder verlo.

El portal de la Tercera Edad y su salud y bienestar.

Síguenos en Twitter


¿Te interesa el envejecimiento activo?

Nombre:
Email:

¿Tienes tu entrada para Tercera Salud?

Consíguela aquí.

x